La ceguera nacionalista española bajo el control franquista

Hasta que España no se deshaga de la derecha franquista, el españolismo seguirá teniendo su base ideológica en el franquismo. Por una sencilla razón: la no depuración de esa lacra nacional se debe al silencio de gran parte de los españoles, lo que los hace cómplices.

Es evidente que la mayoría de españoles, los que se sienten españoles y aman a su tierra no son franquistas, pero Franco y años de opresión monárquica y religiosa hicieron un buen trabajo, porque ahora callan y su silencio les hace cómplices.

Es una constante en la historia de España, la España de los señoritos, de la Iglesia, de los poderosos, de los monarcas, de los autoritarios, la de los franquistas la inventiva de un enemigo: podemos encontrar a los judíos, a los masones, a los comunistas, a los rojos y ahora parece que ahora son los “nacionalistas periféricos” o los independentistas.

¿Para qué? Pues es evidente que para desviar la atención del verdadero enemigo de España, que no es otro que esa España, la España de los señoritos, de la Iglesia, de los poderosos, de los monarcas, de los autoritarios y la de los franquistas, esa lacra que niega el derecho a la autodeterminación de los pueblos que componen España, esa lacra que maneja y ha manejado las instituciones Estatales para su interés y su disfrute, esa lacra que no ha tenido pudor en manipular y someter todo aquello diferente y mantener bajo un estricto control a una población que ahora responde favorable a los dogmas nacionalistas del españolismo de esa lacra.

Cuando el dedo acusador de la lacra nacional señala al independentismo demonizándolo, la población española en su mayoría responde favorable al franquismo, han hecho un buen trabajo. Puesto que hoy es fácilmente observable una opinión general de que es visto el independentismo o “nacionalismo periférico” como enemigo primero antes que los franquistas.

Lo cierto es que esto ha pasado siempre, España no se podrá deshacer de esa lacra hasta que éstos no puedan inventar más enemigos de su nación.

No voy a ser yo en este artículo quien quite la demonización impuesta al independentismo, puesto que éste se alimenta de dos cosas; (1) el mal llamado antiespañolismo, que no es otra cosa que el que se opone a ese españolismo franquista al que siguen obedientemente la masa poblacional española, sobre todo la de matriz castellana o “españolizada” y (2) las ansias de gobernarse de forma autónoma sin depender de Madrid.

Siendo éste último el motivo mayoritario por el cual el independentismo gana adeptos, ya me dirán ustedes que tiene de demoniaco y maligno. Pero claro, la lacra nacional franquista ya se ha encargado de demonizar, mentir, exagerar y cargar ese movimiento de cosas negativas para que sea visto como el enemigo y no ellos claro.

La que considero la verdadera izquierda española (IU) parece que es la única consciente de ello, y por eso tanto la izquierda comprada (PSOE) y la lacra franquista (PP e hijos UPyD, C’s…) acusan a IU de venderse al independentismo en Catalunya o ser poco patrióticos en España. Pero es que viendo el panorama español, diría yo que los únicos patrióticos son estos últimos (IU), ya que proponen una España unida pero en la libertad de los que la componen (no como el resto de partidos) y evidentemente plural, aceptando la diferencia en la igualdad. ¿Qué proponen para llegar a eso? Pues lo que debería haber hecho el pueblo español hace tiempo: eliminar esa España, esa lacra nacional, la España de los señoritos, de la Iglesia, de los poderosos, de los monarcas, de los autoritarios, la de los franquistas.

Personalmente creo que España no tiene salvación y es por eso que yo actualmente soy independentista, aunque mi independentismo es motivado por otras cuestiones, ésta es una más. La única forma que el pueblo español reaccione y rompa su silencio es que a la élite franquista se le acaben los enemigos, y para esto es necesario que Catalunya se independice, como muchas veces he escuchado, mejor seamos buenos vecinos. 

Un comentario en “La ceguera nacionalista española bajo el control franquista

  1. Les dictadures deixen marcada la gent que la pateix, i el franquisme va ser una dictadura que molt llarga i despietada. La forma com el règim franquista va assolir el poder, una guerra de quasi tres anys, i el temps que va durar la dictadura, quasi quaranta anys ha deixat marcada moltes generacions.
    L’adoctrinament salvatge al que es va sotmetre a la població i el fet que el règim mai fos condemnat ni es produís un trencament entre el nou Estat presumptement democràtic i l’anterior règim ha permès que les estructures fonamentals de l’Estat romanguessin sense canvis.
    L’Estat espanyol s’ha intentat construir com un Estat homogeni en el terreny lingüístic, cultural, ideològic, ètnic i religiós. Fa cinc segles es va produir l’expulsió dels jueus i moros, però l’Estat homogeni continua sense ser la realitat pretesa.
    Fa 5 segles en el territori que ara és Espanya es parlaven una vintena de llengües i hi convivien, és un dir, tres religions. Ara, només queden set llengües, sis de les quals li fan nosa a l’Estat.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s